Extraido de aquí:

//alt1040.com/2011/08/censura-argentina-bloqueo-leakymails?utm_content=footer

Como si de un mal sueño se tratara las decisiones en países democráticos que coartan parcial o completamente derechos fundamentales se suceden sin descanso por todo el globo. Multitud de ejemplos podríamos poner y a todos ellos se acaba de sumar otro especialmente flagrante; el del bloqueo cautelar del blog argentino Leakymails dentro del país.

Para el que no la conozca Leakymails es una publicación de reciente creación que desde hace unos meses viene publicando emails de funcionarios y personajes públicos de la Argentina. Es decir que pretenden ser “el Wikileaks argentino” (que lo hayan conseguido es otra cosa bien distinta) como deja claro su declaración de intenciones:
Leakymails fue concebido con la intención de obtener transparencia por medio de la difusión y publicación de correos electrónicos como así también de fotografías y cualquier otro tipo de material de importancia socio-política que ayude a los ciudadanos de las diferentes naciones del mundo, no solo a que vean los actos de corrupción y de hipocresía de los cuales son víctimas, sino que además sirva como instrumento y soporte para que cada día todos juntos luchemos por instituciones y gobiernos más transparentes.
Pero como adelantaba las cosas se les acaban de complicar ya que la Comisión Nacional de Comunicaciones ha decretado preventivamente, “en cumplimiento de los dispuesto por el Juzgado nacional en lo Criminal y Correccional Federal Nº9, Secretaría Nº 17, en la Causa Nº 9.177/11 caratula “N.N s/REVELACIÓN DE SECRETOS POLÍTICOS Y MILITARES”, que los proveedores locales de servicios de Internet bloqueen el acceso de los ciudadanos al sitio convirtiendo así a los ISPs en la policía de Internet.

¿A que lo expuesto os suena muy familiar? Es normal porque justamente esto mismo, bloquear el acceso a determinados sitios o a prácticamente todo Internet por medio de los ISPs locales, es lo que por ejemplo hizo el régimen dictatorial de Egipto hace bien poco. O dicho de otra forma, estamos ante lo que mucho consideramos un acto de pura censura que choca de frente con el derecho fundamental de libertad de expresión e información recogido en la constitución de Argentina (¿Arrestar un sitio informativo “por si acaso” y luego ya veremos? ¿Y si en vez de Leakymails lo hubieran hecho con Clarín por X información? ¿Dónde está el juicio justo con fiscal, juez y abogados defensores? Demasiadas preguntas que no se deberían producir en un país democrático.)

Ahora solamente espero que por su bien el pueblo argentino se revele contra esta decisión a través de la protesta pacífica porque dejando de lado la estéril discusión de si Leakymails se asemeja más a una revista del corazón que a un Wikileaks ya que la mayoría de los mails son de carácter privado (recordemos que las medidas cautelares se toman por REVELACIÓN DE SECRETOS POLÍTICOS Y MILITARES, no por atentados contra la privacidad), la realidad es que la misma marca un peligroso punto de inflexión que pone en la cuerda floja un derecho fundamental de todos los argentinos. Piensa que quizás mañana podría ser cualquiera.

Si has encontrado útil este artículo puedes compartirlo desde tu blog, página Web o foro.




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

top